Vértice del Anayet – Lineas y colores sobre el blanco…

Que bien empezar a sentir el frio…

Montañas en mayusculas, Balaitus y Frondiellas

Vamos, con cuidado en el tramo delicado

Luces mágicas

Juntos buscando la imagen

Ya tenía ganas

Con boina

Huellas de libertad

La lluvia estabiliza el manto blanco
 Blanco y sonriente madrugar, rumbo al valle vecino, buscando la línea más horizontal y humana que nos lleva hasta el desolado parking de la estación de Formigal. Preparamos calma y mochilas, ganas de pasar un día redondo y la ironía de vivir entre valles y montañas que se comunican por carreteras de asfalto y modernidad. Quiero ver el cielo esta gris como hoy, con sus líneas y colores, donde los relieves que hacen vibrar mis esquís los ha  perfilado el agua de la lluvia con mucho mimo.  Me declaro funambulista en el trapecio de mis días, y hoy estoy de fiesta. Tengo alas y ganas de seguir invisible y protegido.  Enamorado de estas montañas que por dentro nunca cambian, pero por fuera son testigos del andar de nuestros días, del divagar de nuestros pensamientos y del colorear de nuestras ilusiones.

Otra vez arriba, cerca del cielo ,  con hambre y ganas de jaleo en busca de aire y más aire.

Arriba queda poco

Sensación de ascensión invernal

Los dos pitones volcánicos, alineados

Al otro lado nuestro valle

Pensando

Segunda parte del juego

Caprichos rectilíneos

En una cordillera blanca

Proyectos a la cumbre

Con tablas bajo los pies

También te podría gustar...

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies